Taco Químico

El Mejor Anclaje Químico

Para el máximo agarre de un tornillo o hierro en cualquier pared, el taco químico es la mejor solución y seca en cuestión de minutos. Un producto perfecto para reconstruir pequeños agujeros en la pared o para fijar tonillos o varilla roscada directamente a la pared con una resistencia increíble.


Cánulas para Anclaje químico

Las cánulas mezcladoras solo se pueden usar 1 vez. Una vez comience a endurecer el producto dentro de la cánula ya no puedes volver a usarla, por eso es aconsejable preparar todos los agujeros antes de manchar la cánula. La cánula se puede dejar puesta aunque se seca la punta, dentro del bote no se endurece.

Si piensas realizar varios trabajos con esta resina epoxi, probablemente te interesa disponer de mas cantidad de estas cánulas mezcladoras.


Tamiz para Anclaje químico

Estos tamices están diseñadas para mantener el taco químico en su lugar y evitar que se derrame por dentro de la pared. Aprovechando al máximo el producto químico y conseguir una mejor fijación en paredes huecas, como los bloques de hormigón.


¿Pero que es el Taco Químico?

El taco químico, también llamado mortero, resina epoxi o anclaje químico. Es un producto de resina de 2 componentes que al mezclar se endurece en solo unos minutos, consiguiendo una dureza mayor al hormigón. La mezcla se consigue mediante una espiral dentro de las cánulas.

La aplicación es muy sencilla ya que es aplicable con una pistola de silicona. Las cánulas solo se pueden usar 1 vez ya que esta se endurece en unos minutos, pero el bote no se seca ya que aun no esta mezclado en el interior.

Aplicaciones del Taco Químico

Esta resina es muy útil para en montaje en paredes, ya que a veces hacemos un taladro en una pared para colgar un mueble por ejemplo y resulta que donde hemos realizado el agujero esta hueco, el taco se mueve y el tornillo no aprieta como esperabas. ¡Y ahora que!

En este caso para no dejar el mueble suspendido de un hilo, saca el taco, rellena el agujero con taco químico, esperas 10 minutos y metes el tornillo. Verás que los tornillos aprietan bien fuerte.

Tacos sueltos y dan vueltas

Cuando realizamos un agujero en un tabique es posible que el taco quede suelto y al apretar el tornillo todo da vueltas y no agarra. Para este problema el anclaje químico es la mejor solución. Rellenando el agujero con la masilla química, colocar el taco y esperar 5 o 10 minutos para colocar el tornillo que quedará bien apretado.

Varilla roscada o corrugado

Para colocar una varilla roscada o un hierro corrugado directamente al suelo o la pared. Es un proceso muy fácil, primero realizas el agujero, rellenas con taco químico introduces la varilla y espera 10 minutos. Perfecto para fijar una varilla en macizo (hormigón) o en un tabique de ladrillos.

Si es en bloques que están huecos, es mejor usar un tamiz para evitar que el taco químico se caiga en la parte interior del bloque y desperdiciar el taco químico.

Pegar azulejos y rejuntar

Azulejos sueltos también pueden ser fijados rápidamente con el producto químico, al igual que puedes rejuntar los azulejos con este producto, pero debes de hacerlo con cuidado y es recomendable utilizar guantes ya que es un producto muy pegajoso y seca muy rápido.

Al usar este producto en interior asegúrate de ventilar bien el lugar ya que despende un olor bastante fuerte al hacer la reacción.

Montaje de rejas

Esto es muy utilizado para montar rejas sin tener que hacer obra y sin tornillos. Puedes fijar una reja con 4 agujeros en la pared con anclaje químico . Para esto se colocan 4 varillas roscadas o corrugado en las puntas de las garras de la reja y pinchas esto en los agujeros de la pared. Quedará fuerte y curioso, sin necesidad de realizar obra.

Comparte con tus amigos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *